30 de enero de 2013

Madrid un lunes

Cómo iba a pensar que la clave eran tus ojos. Cómo iba a suponer que en ellos iba a encontrar respuesta a todas mis preguntas. Y sin embargo otra vez la vida te coloca en mi camino. Tu pelo rubio ondea al viento y yo que tiemblo de frío, jamás vi bandera tan hermosa. Tus manos mesan los cabellos mientras yo me pierdo en esa agua que vive en tus pupilas y navego por ellas como navegan los sueños, y naufrago en el remolino de tu iris como tan sólo naufragan los locos.

Que bello sería quedarme a vivir allí, ver el cielo desde ese mar que agita tempestades, observar la vida desde tu perspectiva, recorrer las líneas de tus libros al compás de tu mirada, detenerme en cada punto de tus versos cuando tú te detengas y derramarme sobre ti cuando rompas a llorar. Que bello sería observarte en el espejo cada mañana y brillar para darte los buenos días, hacerte ver con otros ojos (que serían los míos) lo tremendamente guapa que te pusiste hoy y recorrer cada centímetro de tu piel mientras te duchas.

Y puedo vivir todo esto en un instante, mientras hipnotizado (¿o idiotizado?) por ese brillo que desprende el verde que luce tu mirada, ilumina más que los fluorescentes del local donde nos encontramos. Entonces se me olvida la hora, el calendario y hasta cómo me llamo y sólo quiero futuros contigo.

Las mariposas de mi estómago se mueren por salir disparadas de mi boca y yo callo mientras cosquillean en mi lengua y te miro. La paciencia es una de mis virtudes pero no sé durante cuanto tiempo se puede contener un ejército que quiere guerra en tu boca. Que añora el sabor a sal de tu sudor y que dará hasta su último aliento por vivir un rato en el tuyo.

Pienso todo esto mientras me contengo y sonrío. Qué fácil es quererte desde esta silla, sin pros y sin contras, sin confesar que en realidad hace tiempo que tiemblo como un niño si eres tú quién roza mi mano. Sin desvelar este secreto que me callo a gritos, como tantas otras veces, por miedo al rechazo. Y durante un leve instante pienso que todo está bien así, que tu boca y la mía es mejor que no se junten, que el deseo permanezca intacto. Que las ganas de besar sean tan sólo ganas y que tus ojos sean tan sólo el sueño de un viejo lobo de mar que hace tiempo que no ve gaviotas en ningún lado.

Quizás tan sólo sea que me niego a aceptar que aún puedo enamorarme. Que no soy tan de hielo como parece y que si el mundo terminase ahora no me importaría lo más mínimo que fuera mirándote. Pienso todo esto mientras apuro la cerveza y Madrid agota el día y yo me bebo el zumo de tu presencia sin que lo notes, muy despacio y sin pedir permiso.

Nos despedimos agotando hasta la última gota de ese brillo. Dos besos y un cuídate, nos vemos pronto. Y yo me quedo ese verde infinito, ese rugir de hierba y primavera que sabe a gloria. Y mientras te alejas todo es verde y brillante, nada ni nadie existe alrededor y entonces me doy cuenta: Cómo iba a pensar que la clave eran tus ojos. Cómo iba a suponer que en ellos iba a encontrar respuesta a todas mis preguntas…



Imagen: "ojos" by Davo15


Para escuchar esta entrada en mi voz con comentarios:

Para descargar el archivo en formato .mp3 pulsa AQUÍ


NOVEDADES 1: El 10 de Febrero a las 20.00 en "La cueva del bolero" (C/del Cid nº1) presentamos en directo en Madrid "Se llamaba Pandora", un recital que auna poesía, relatos, fotografía y música a cargo de los enormes Guillermo Pavón, Luis Cano, Mar Argüello, Jesús Garriga y un servidor. ¡Os esperamos a todos allí!

NOVEDADES 2: Recientemente he estrenado un blog satélite musical "El día en que desabroché tus canciones" y trabajará en paralelo junto a este. Me encantaría que te pasaras para desabrochar canciones juntos.

25 Comentarios:

  1. Qué preciosidad de post!!!Me ha encantado.
    Felicidades.
    Un saludo

    ResponderEliminar
  2. Muy bueno Oski. Sin ser poesía sacas al poeta que llevas dentro.

    La guerra se recrudece :)

    Un abrazo!

    ResponderEliminar
  3. Cada día tu prosa se va volviendo más poética. También veo que sigues con las vacilaciones en tus relatos en primera persona a decidirte a dar ese paso fundamental, que te evitaría el dolor de la duda, incluso pareces disfrutar describiendo ese sentimiento algo atormentado, movido tal vez por el miedo a una negativa que frustraría todas las ilusiones, que son después de todo, la creación y recreación imaginaria de tu relato.
    He disfrutado mucho leyéndolo, porque lo describes extraordinariamente bien.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  4. Es muy bello, poético y se nota que lo has escrito desde el corazón. Se te nota la influencia de tus cantautores ;)
    Un beso,
    Mun

    ResponderEliminar
  5. Cómo se nota que esto sale del corazó. Qué habla ese silencio que no te dejaba escribir.

    Como bien dice Eshe, esto se pone interesante. Y yo me froto las manos por lo que voy a disfrutar vuestros escritos.

    Cuídate.

    ResponderEliminar
  6. Cuenta la ciencia que el universo nació de un instante, de una explosión que lo expandió infinitamente.
    Y aquí toda la expansión de tu relato logras que quepa en el instante de una mirada, sin medida de tiempo que pueda decir su duración, desde un segundo a toda la vida.

    No cambies camarada. ¡Un abrazo!

    ResponderEliminar
  7. Qué cosas tan bonitas que escribes, como siempre. A veces se tienen a las personas tan cerca... y a la vez pueden llegar a ser tan inalcanzables y a veces alrevés, están lejos pero las sientes muy cerca de ti. Extraña contradicción.

    Un saludito :)

    ResponderEliminar
  8. Muy buen regreso. Que sensación tan maravillosa el sentirse enamorado, a pesar de resistirse a ello, y es que la cabeza no siempre manda sobre el corazón, sentidos encontrados, y ojalá que sentimientos compartidos.
    ¿Sabes?, casi nunca creo que un hombre pueda sentir así, me cuesta trabajo encontrarles el romanticismo, pero me estás devolviendo la fe. Un abrazo¡¡

    ResponderEliminar
  9. Oski.......ay mi trovador del siglo XX!!!!I. Aunque no lo creas es maravilloso saber que todavía la inspiración vive entre sentimientos y amores no correspondidos pero que nunca sería lo mismo si esa boca y esa piel sintieran lo mismo.
    Y si la guerra con Ladrón y Eshe se recrudece..........es un alegría y un placer para nosotros, seguidores incondicionales de los tres mosqueteros!!!! Besos y abrazos.

    ResponderEliminar
  10. Acabo de caer por aquí, y pienso quedarme. Me gusta la facilidad que tienes para ponerle voz a tus palabras.

    Un fuerte abrazo, :)

    ResponderEliminar
  11. "Y solo quiero futuros contigo" Futuros...Me has hecho pensar utilizando este plural. Gracias por ello. En el rincón del Ladrón hay un mensaje que también es para ti pero un abrazo y un beso te los dejo aquí mismo.

    ResponderEliminar
  12. Malditos ojos llenos de inmensidad...

    Es buenísimo.

    ResponderEliminar
  13. Me ha encantado, me he trasladado totalmente al relato, las descripciones que haces son deliciosas de visualizar!! Un saludo

    ResponderEliminar
  14. Hola, Oski, siguiendo la huella que has dejado en el Almacén te encuentro en este lunes que describes mezclando la realidad y los anhelos.

    Enumerando para no desbocarte esos instantes en que sólo existe ella, su pelo, su ojos y las mariposas del estómago queriendo salir, menos pacientes que el poeta narrador.

    A veces es mejor atreverse que llenar la existencia de oraciones condicionales. Y si...

    Un beso,

    ResponderEliminar
  15. Es increíble la acuarela que dibujas con tus palabras en mi mente cada vez que te leo. Si tan sólo fuese capaz de juntar 4 letras como tu lo haces me daba por satisfecha para siempre! :)

    ¡Ansiosa me hallo de leer el siguiente Oski!

    Un beso!

    ResponderEliminar
  16. Es increíble la acuarela que dibujas con tus palabras en mi mente cada vez que te leo. Si tan sólo fuese capaz de juntar 4 letras como tu lo haces me daba por satisfecha para siempre! :)

    ¡Ansiosa me hallo de leer el siguiente Oski!

    Un beso!

    ResponderEliminar
  17. Hola Oski!!!!
    Vaya qué descubrimiento!!! estoy escuchando a Jesús Garriga en el blog "El día en que desabroché tus canciones" y sinceramente me ha gustado mucho, qué pena no vivir en Madrid para ir a veros el día 10, imagino que será algo sensacional, unir tanto talento sobre un escenario, espero que nos cuentes con imágenes también cómo os fue y espero que llenéis el lo cal hasta la bandera y que todo salga bien!!!

    Por cierto...felicidades por tu cumple,no??,me adelanto por si no nos vemos, jaja, y decirte que te he escuchado y he sentido más cerca esos sentimientos de los que hablas, esa sensación de querer hablar y de callar al mismo tiempo, alimentando tu ilusión por su mirada, por sentirte cerca de ella y no decirle nada.

    Gracias por venir a conocerme, como tú dices,"no sé cómo llegue aquí" y yo te digo...lo importante es que has venido!!!! espero que repitas,eh!!

    Un abrazo y ...mucha suerte para el recital!!!!

    ResponderEliminar
  18. Aquellos ojos verdes de mirada serena.. Ya lo decía Nat King Col y cuánta razón tenía. ¿Qué tendrán los ojos verdes que conquistan mares y cielos?

    Muy bueno presi. Sin ser poesía tiene el ritmo de los versos. Me recuerdas en ocasiones, a mi gran Benedetti.

    Cua cua!

    ResponderEliminar
  19. La clave muchas veces está en los ojos y no son los ojos sino la mirada del que los percibe....Cuanto dice una mirada enamorada y que gran placer, que deleite, sentir todas esas mariposas en el estómago mientras se contemplan.
    Fabulosa la forma de espresar y pronfunda.
    Un saludo desde el sur del sur de AndaluCái...

    ResponderEliminar
  20. Hola, genial pasar por tu blog, es bien interesante, un gusto estar aquí, te invito cordialmente a visitar el Blog de Boris Estebitan y leer un poema cómico mío titulado “El baile de Snoopy”

    ResponderEliminar
  21. Acabo de darme un vuelta por tu blog y este post es: U-a-u.

    ResponderEliminar

¿Qué te ha sugerido lo que has leído? ¿Quieres aclarar algún punto? Añade lo que quieras, siéntete libre.